domingo, 13 de diciembre de 2009

Haiku - A dónde voy...


Soy como un compás:
círculos de alteridad
con un pie en tierra.

4 comentarios:

Anatxu dijo...

Que buenoooo¡¡¡¡
este me lo quedo pa mi,jejejeje.
que me viene que ni al pelo.
besotes que nos vemos prontitooo

John Keating dijo...

Mujer...en tu caso será una bigotera...¿O es al revés? :-)

Jorge dijo...

El círculo no deja de ser una figura perfecta, cerrada, que no necesita cambios. Sin embargo, a menudo pienso que mi vida va más dando tumbos, sin un rumbo fijo. Intentando acercarse a la cuadratura del circulo (figuras perfectas) y viviendo como una línea quebrada u ojalá como una catenaria. No se por que siempre me han atraido más las curvas.

John Keating dijo...

No me interpretes mal, Jorge...No trataba de dar la sensación de que los círculos de alteridad eran perfectos...De hecho me pasaba en Dibujo en el Colegio y me pasa en la vida real cada día: mi compás no era (ni es) perfecto, y cuando vuelvo al punto de origen las líneas no cierran ni casan perfectamente...Pero me gusta esa imperfección, y por qué no sumarme a tu alegato, también las curvas imperfectas...